Humedad y moho..

Humedad y moho..

 

Humedad y moho

Evita la condensación, que es la causa principal de la humedad. (Getty Images)

Vivir en una casa con humedad y moho no resulta muy agradable. De hecho, representa un grave riesgo para la salud. Varios estudios han demostrado que las esporas producidas por el moho, pueden agravar algunas dolencias como el asma.

Cómo prevenir la condensación

La condensación es la principal causa de la humedad. Cuando la humedad atrapada en aire cálido choca contra una superficie fría se convierte nuevamente en agua. Producimos, sólo a través de nuestra respiración, un litro de agua por día por condensación. Si a eso le agregas un litro por el baño, otros tres litros por cocinar y cinco litros por el lavado, el hogar promedio se convierte en un sito muy húmedo.
Si esta humedad no puede escapar, penetrará las superficies frías y creará manchas de humedad, especialmente detrás del ropero en el dormitorio, en las esquinas del baño y detrás de los armarios de la cocina.
Prevenir es mejor que curar, así que mantén tu casa adecuadamente calefaccionada y ventilada. Los extractores de aire ayudarán a mantener la humedad lejos de baños y cocinas. Si debes secar la ropa dentro de la casa, hazlo en una habitación fresca, preferentemente con la ventana abierta. Tardará un poco más en secarse, pero se producirá menos condensación.

Cómo prevenir la humedad

Chequea que las canaletas del techo no estén rotas o taponadas ya que pueden provocar humedad en las paredes exteriores.
Para prevenir que la humedad exterior penetre las paredes, asegúrate de que tu casa esté bien impermeabilizada, especialmente si es una casa vieja. Los sótanos y bodegas son particularmente susceptibles a la humedad, debido a encontrarse por debajo del nivel del suelo. Para hacerlos habitables deben ser impermeabilizados y adecuados a las regulaciones edilicias. Si se usan sólo como espacios de almacenamiento, puede usarse carbones, que absorben la humedad, para mantenerlos secos.

Cómo limpiar manchas de humedad y moho

Una mancha de moho desaparece frotándola con vinagre, que ayudará a prevenir su reaparición. Si has dejado ropas en un armario apoyado contra una pared con humedad, éstas pueden oler mal. Una manera de sacarles el olor es lavarlas en jugo de limón (chequea primero las instrucciones de lavado) y secarlas al sol. Las encimas así producidas ayudarán a matar las bacterias y erradicar el mal olor.